¿Dónde empieza el espacio? La línea de Von Karman

Esta es una pregunta difícil de responder, ya que no hay un lugar donde acabe la atmósfera y empiece el espacio. En la mente, tenemos algo así como el límite donde empieza el mar, en un sitio tienes los pies secos y un paso más allá los tienes mojados. Sin embargo, esto no es tan fácil con los gases.

Conforme nos elevamos la presión va bajando, pero no desaparece de golpe. Reformulamos la pregunta ¿Dónde estaría bien poner ese límite?

En algunos artículos he leído que la atmosfera podría extenderse más allá de la luna, al menos algunos átomos, no creo que eso se pueda considerar atmosfera, pero en cualquier caso es medible hasta unos 10000 km de altura, donde acaba la exosfera.

Atmósfera vista desde el espacio
En algún lugar de esa fina capa de aire esta la línea que nos separa del espacio. Pixabay

Pues ya está, problema resuelto.

Continuar leyendo “¿Dónde empieza el espacio? La línea de Von Karman”

Cómo influye la investigación espacial en mi vida (y en la tuya)

Electronica

A menudo me topo con la pregunta “¿por qué se gasta tanto dinero en mandar “cosas” al espacio?” y muchas veces seguida de “¿no sería mejor gastar ese dinero en otras cosas?”. ¿Merece la pena gastar en cosas del espacio? La respuesta fácil es sí.

La respuesta difícil es: levántate por la mañana, suena el despertador, la electrónica que compone el despertador se ha desarrollado en gran parte para aligerar los voluminosos ordenadores que deben dirigir los cohetes y calcular las trayectorias. El ordenador del Apolo 11 hacia pocas cosas, pero las hacia bien y se desarrolló mucha electrónica para poder ponerlo en marcha. Aun así, era menos potente que tu móvil (sea cual sea tu modelo). Así que, si usas el móvil de despertador, como yo, también es gracias al programa espacial.

Continuar leyendo “Cómo influye la investigación espacial en mi vida (y en la tuya)”